h1

PORTAFOLIO (Sarai)

noviembre 2, 2006

Blanes, 23 de octubre de 2006

Se acabaron las vacaciones.
Adiós al verano soñado durante todo el curso pasado. Adiós a las noches de fiestas y los días de playa. Adiós a salir cada día con los amigos y amigas. Adiós a no hacer nada. Simplemente adiós a todo lo pasado durante nuestro tiempo de gloria después de un duro trabajo.

De repente ya estoy dentro. Dentro de esa maldita rutina que un día acabará con migo. Dentro de las charlas, de las broncas, de los castigos, de las alegrías, de las penas, de los aprobados, de los suspensos…
A partir de ahora me esperan diez meses muy largos. Este año serán más difíciles que los anteriores, por el simple hecho de que ya se acaba la Eso. Por lo tanto, este año debo esforzarme al máximo para tener un graduado bien puntuado.

Durante los primeros días de clase no sabía qué pasaba.
La gente se comportaba diferente, me miraban extrañamente, no me hablaban como antes… pero no sé por qué. ¿Puede ser que la gente haya madurado? Un gran tabú que en esos momentos no entendía, pero ahora sí.

Ahora, ya han pasado unos meses desde el principio de las clases.
Todo ha cambiado, hasta los profesores han cambiado. Ellos empiezan a tratarnos como a personas adultas, pero… ¿eso es bueno o malo?

En las clases de lengua castellana me lo paso muy bien, sobre todo en las clases del aula virtual. Pienso que esta forma de aprender es muy divertida y hace que las clases sean más amenas; y por lo tanto supongo que aprobará bastante gente, porque todo es muy ligero.

¿Qué destacaría hasta hoy?
Lo que destacaría es que a pesar de que a principio de curso no tenía muchas ganas de empezar con las clases, ahora sí, porque es una buena manera de pasar el tiempo y a la misma vez aprender muchas cosas que en un futuro, no muy lejano, me pueden ayudar muchísimo.
En las primeras clases del aula virtual me lo pasé muy bien con mi compañera Marta, porque ella tuvo una serie de problemas para hacer las actividades.
Y entre risas y miedos pudimos resolver el problema, con la ayuda de Lourdes, cuando ya pasaron unos días.
También me gustaría destacar que este año me he dado cuenta de quienes son mis verdaderos amigos, ya que algunos solamente han mostrado interés cuando ellos lo necesitaban y otros me han ayudado en los momentos más difíciles, sin yo tener que decirles nada.

Creo que este curso todavía esconde grandes secretos que no llego a deducir en estos momentos, pero con el paso de los meses no sé que puede suceder. Sé que habrá gente que repita este curso o que se pondrá a trabajar o que estudiará, pero lo que no sé es quién hará qué.
Se nota que muchos han madurado, pero hay otros que se han quedado estancados y parece que no avanzan, que todavía son (o se creen) más niños que adolescentes.

Anuncios

One comment

  1. Me gusta mucho tu portafolio, Sarai. Se ce mu sincero. En algunas cosas coincidimos bastante. Me animaré a colgar el mío 😉
    Qué bochorno las primeras sesiones de aula virtual…ya no me acordaba!
    Un beso, Marta.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: